Gmail: paso a paso para usar el modo confidencial y enviar mensajes que caducan

Trucos de privacidad para el servicio de correo electrónico de Google.

¿Sabías que Gmail incluye una opción similar a la de los mensajes que se autodestruyen?

Gmail tiene una opción similar a la de los mensajes que se autodestruyen en WhatsApp o Snapchat. ¿Sabías que es posible enviar correos electrónicos que desaparecen luego de un tiempo determinado, que puede ser configurado?

El secreto es conocer las entrañas de Gmail y, en concreto, explorar el modo confidencial en la plataforma de emails de Google.

Modo confidencial en Gmail: ¿cómo se usa y para qué sirve?

Los correos electrónicos en Gmail pueden ser configurados para que caduquen en un lapso determinado. Para hacerlo, hay dos opciones.

En la versión de escritorio de Gmail:

Al redactar un correo, hay que buscar el ícono del candado con un reloj que aparece en las opciones hacia la derecha del botón enviar. Tal como podés ver en la captura, esto conduce al menú del modo confidencial, en el que es posible establecer la caducidad del correo y si se necesita una contraseña de acceso.

En la aplicación de Gmail:

Cuando se redacta un correo, hay que tocar los tres puntos que están en el sector superior derecho de la pantalla e ir directamente al modo confidencial. Allí se verán las mismas opciones que en la versión de escritorio.

Un detalle sobre el modo confidencial en Gmail: Al recibir uno de estos correos, los destinatarios no pueden copiar, reenviar, descargar ni imprimir el email, al menos por las vías tradicionales para esas acciones. Como fuere, se trata de una capa extra de privacidad en la plataforma de correo electrónico que ofrece Google.

Gmail: cómo aumentar la ventana de tiempo para deshacer el envío de un correo

Gmail permite dar marcha atrás en un envío. Por defecto, la ventana de tiempo es de 5 segundos. Después de tocar el botón “enviar”, aparece la opción “Cancelar”, tal como podés ver en la siguiente captura.

¿Qué ocurre si necesitás más tiempo? La buena noticia es que es posible cambiar ese tiempo por defecto en Gmail.

El primer paso es ir a “Configuración” en el sector superior derecho de la pantalla y luego tocar en “Ver todos los ajustes”. En la pestaña “General” hay que buscar “Deshacer el envío”. En ese apartado es posible elegir entre cuatro opciones para esa ventana de tiempo: 5 segundos, 10 segundos, 20 segundos o 30 segundos. Para finalizar hay que tocar en “Guardar cambios”.

La opción está disponible tanto para la edición de Gmail en escritorio, como para la versión móvil de la plataforma.

Dejanos tu comentario